22 diciembre 2016 Hardware

Wash

Cada vez que un nuevo producto sale al mercado además del destripe habitual que realizan en iFixit no pueden faltar tampoco las pruebas de resistencia realizadas por algunos YouTubers. Caídas a distintas alturas, arañazos o inmersiones en agua son ya un clásico que viene sucediéndose desde que un popular YouTuber lograse hace un par de años varios millones de visitas con un vídeo intentando doblar un iPhone 6 Plus y con el que llegó a popularizarse el denominado Bendgate. ¿Os acordáis?

Los AirPods no han sido en esta ocasión una excepción y en el canal de YouTube EverythingApplePro podemos encontrar un vídeo en el que se realizan varias pruebas de resistencia que, personalmente, me ha dejado bastante impresionado. Realmente no pensaba que fuesen a aguantar tanto.

Lo primero son las pruebas de resistencia a caídas. No es difícil que el estuche de los AirPods se nos caiga del bolsillo al sacar las llaves o se precipite contra el suelo desde una mesa al darle un golpe sin querer. En el vídeo se realizan varias pruebas a distintas alturas que intentan replicar algunas de estas situaciones que pueden darse en la vida real y que, como vemos, los AirPods superan satisfactoriamente funcionando perfectamente incluso cuando esa caída es de más de 2 metros. Es cierto que algunas de estas caídas provocan algunos arañazos en al carcasa del estuche pero es lo mínimo que podemos esperar ante una caída de ese tipo.

Además de las pruebas con los AirPods dentro del estuche, el vídeo también muestra lo que puede pasar si se nos cae uno o los dos AirPods de las orejas mientras escuchamos música. En este caso el resultado es mucho más favorable, ya que el poco peso de cada auricular minimiza los daños sufridos.

AirPodsWater

Otra de las situaciones de la vida diaria en la que nuestros AirPods pueden correr peligro es al entrar en contacto con el agua. Apple no hace ninguna mención a que sean resistentes al agua como ocurre con el iPhone 7 o el Apple Watch Series 2, pero por lo visto en el vídeo perfectamente podría hacerlo.

La primera prueba consiste en replicar una situación en la que se nos olvidan los AirPods en un bolsillo del pantalón y lo metemos a la lavadora. Como vemos en el vídeo, tras 30 minutos de lavado y unas cuantas vueltas en la secadora los AirPods siguen funcionando perfectamente. ¡Realmente sorprendente!

Pero más sorprendente es aún que sean capaces de soportar algunos minutos sumergidos en un recipiente de agua e incluso continúen sonando sumergidos. Tras sacarlos y secarlos… como si nada hubiese pasado. Por supuesto esto no significa que sea una buena idea meterlos en el agua, utilizarlos para nadar o cualquier otra idea similar, pero nos deja más tranquilos saber que si ocurre algún accidente con el agua como protagonista, lo más probable es que no ocurra nada.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *