26 julio 2016 Hardware

Watch

18 meses parece un periodo de tiempo bastante razonable tras el cual el Apple Watch debería renovarse con algunas mejoras de hardware, y esos parecen ser precisamente los planes de Apple, según Digitimes. Este medio asegura que en Cupertino ya están planeando la presentación de un nuevo Apple Watch de segunda generación para el mes de septiembre u octubre.

Como suele ser habitual con las informaciones proporcionadas por Digitimes, en esta ocasión la fuente de esta noticia estaría también relacionada con algunos de los proveedores de Apple en China. Estos mismos proveedores también habrían señalado que los pedidos de componentes que Apple habría realizado son “bastante conservadores”, lo que podría implicar que Apple no espera una demanda desbordante del nuevo Apple Watch.

Sin embargo, esta última afirmación contradice a lo publicado el pasado mes de junio por este mismo medio, cuando aseguraba que el volumen de pedidos relacionados con el nuevo Apple Watch eran bastante superiores a lo esperado. Así pues, estas informaciones contradictorias no nos permiten hacernos una idea clara de la situación real.

Ya sea alta, o no lo sea tanto, la demanda de este nuevo Apple Watch, lo que sí se espera es que incluya algunas mejoras en algunos de sus componentes, como un procesador más potente, y quién sabe si quizás algunos retoques en su diseño -¿también más delgado?-. Adicionalmente, se especula con la posibilidad de que, al igual que alguno de sus competidores, Apple ponga a la venta alguna versión de este nuevo Apple Watch con conectividad 3G/4G que le permita ser mucho más independiente del iPhone. Sería algo así como lo que ocurre con el iPad, donde puedes elegir entre un modelo solo WiFi o 4G, pagando lógicamente un plus en este segundo caso.

Vía| MacRumors

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *