18 septiembre 2010 Software

clementineosx
Pareciera que en Mac OS X no hay muchos reproductores musicales pero la verdad es que todos son opacados por iTunes. Así que si buscas una alternativa más ligera y simple Clementine podría ser la mejor opción.

Este reproductor está basado en Amarok 1.4 lo que garantiza su ligereza y versatilidad, además soporta la integración con Last.fm, SomaFM, Magnatune y tiene soporte para el formato lossless más popular; así es, Clementine también puede reproducir archivos de audio sin perdida o FLAC.

Creo que si están muy acostumbrados a lo que ofrece iTunes al utilizar Clementine se sentirán algo confundidos por su nivel de sencillez, pero eso es justamente lo que quiere transmitir este reproductor pues más que nada está dirigido a los escuchas ocasionales. Todo su funcionamiento está basado en una lista de reproducción desde donde se puede acceder a la biblioteca musical o bien a cualquier destino en el disco duro.

La ventaja más significativa de Clementine con respecto a iTunes es que se integra a la perfección con Growl el sistema de notificaciones de Mac OS X, así al estar reproduciendo cualquier archivo aparecerá la información de la canción en el escritorio. Por ahora su único desperfecto es que no es compatible con las carátulas incrustadas en los archivos (vía iTunes), en su lugar el programa posee un administrador propio que las actualizará con la información disponible en Last.fm.

Clementine apenas está en la versión 0.4 esto significa que más adelante podría incluir más y mejores características. Por ahora es una buena opción para el nicho de personas que no necesita un reproductor de musica lleno de cosas innecesarias o que no utiliza.

Descarga | Clementine 0.4
Vía | LifeHacker

Comentarios

2 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *