22 marzo 2011 Hardware, Opinión, OS X, Software

ipad-versus.jpg

Apple ha confirmado hoy que el iPad 2 se empezará a vender en España este próximo viernes 25 de Marzo y seguro que muchos de vosotros estáis esperando ese día para haceros con uno o, al menos estáis tentados por esa posibilidad.

El nuevo iPad, como ya lo era el modelo anterior, es un gadget espectacular, con un diseño cautivador y capaz de hacer muchas tareas, sí, pero ¿Realmente lo necesitamos?

Es decir, más allá de que nos guste o no, ¿Merece la pena hacernos con uno? ¿Será capaz de cubrir nuestras necesidades, más que nuestras expectativas?

Aunque una de las primeras cosas que tenemos que tener bien claro es que un iPad es un dispositivo totalmente diferente a un ordenador en concepto, paradójicamente vamos a utilizarlo de la manera en la que solemos utilizar muchos ordenadores portátiles, netbooks e incluso smartphones, así que no estaría de más compararlos un poco, porque nos va a ayudar mucho a la hora de decidirnos a comprar o no un iPad. Al fin y al cabo, se supone que debe integrarse y mejorar nuestras costumbres habituales.

ipad-vs-portatil.jpg

¿iPad o Portátil?

Este va a ser el primer gran dilema al que nos enfrentaremos a la hora de elegir entre uno y otro. ¿Me compro el iPad o me conviene más un portátil? Si queremos un sustituto de un ordenador o trabajamos con aplicaciones profesionales, no os lo penséis, necesitáis un Macbook. El iPad es un dispositivo destinado a lo que ahora se denomina ocio digital y no es recomendable para trabajos profesionales.

Sin embargo, muchos usuarios ya poseen un ordenador de trabajo y buscan en un portátil únicamente la posibilidad de navegar, comunicarse y ver fotos o vídeos y es aquí donde el iPad puede suponer una alternativa real. Es cierto que encontraremos problemas en webs con contenido flash, pero el iPad cumple a la perfección a la hora de proporcionarnos una experiencia positiva en el uso de internet. Todo es muy intuitivo y, la posibilidad de añadir además 3G, supone que estaríamos conectados en cualquier sitio.
Si además añadimos que es mucho más ligero y barato que cualquier MacBook, si vuestra principal tarea consiste en navegar y consultar el correo, quizás deberíais haceros con un iPad.

En cuanto al uso como reproductor multimedia (Fotos, vídeo, música…), el Ipad vuelve a destacar con su interfaz táctil que nos hace sentirnos en el futuro. Además, existen numerosas aplicaciones para visualizar y editar desde el iPad (Iphoto, GarageBand, iMovie…) y, aunque no podríamos a día de hoy meternos en terrenos profesionales (Photoshop, Aperture…), sí que cubre necesidades esenciales. La pantalla es de una enorme calidad y es tremendamente cómoda para la vista.

Sin embargo, cuanto más exijamos, más saldrá perdiendo el tablet frente al portátil. El teclado táctil es mucho más incómodo a la hora de utilizar suites ofimáticas, la capacidad del disco duro es muchísimo menor y el iPad carece de la misma capacidad de conectividad (USB, Firewire…) que un ordenador, además de que no podríamos realizar varias tareas exigentes al mismo tiempo, todo mucho más sencillo de realizar desde un ordenador.

En resumidas cuentas: Si quieres navegar, disfrutar de contenido multimedia y jugar desde cualquier parte, cómprate el iPad y te merecerá la pena. La experiencia de usuario es incomparable y cuesta prácticamente la mitad que el más barato de los MacBooks. Sin embargo, si no tienes un ordenador, has de saber que el iPad no es un sustituto y que necesita de uno para muchas de sus tareas a través de iTunes, además de que no podrás realizar tareas complejas. En este caso, el portátil sigue siendo el gadget ideal que auna portabilidad y capacidad de trabajo.

ipad-vs-iphone.jpg

¿iPad o iPhone?

En este caso, creo que la elección es mucho más sencilla que en el caso anterior: Si tienes un portátil y un teléfono, no necesitas el iPad.

Si lo que estás buscando es un complemento para tu ordenador (portátil o no), si el teléfono no es primordial (te vale el que ya tienes), no te lo pienses y hazte con un iPad sin dudarlo. Tendrás las mismas experiencias en una pantalla mucho mayor.

Por otro lado, el iPhone tiene a su favor que es capaz de realizar muchas de las tareas básicas para las que usarías el iPad (ver fotos, navegar, correo, jugar…), cabe en tu bolsillo y, además, es un teléfono.

Comentarios

3 comentarios
  • Carlets

    De vez en cuando entre las decenas de rss que leo, encuentro alguna como esta, de las que merecerian estar en mas de una web, y es que no somos pocos los que de una forma u otra nos sentimos atraidos hacia la tecnologia que ofrecen los productos apple. Existe una gran devocion por el diseño, y esto hace que la gente se sienta atraida hacia un producto del que se cree que no se puede prescindir de el, como si hubuese un antes y un despues, como si pareciera imposible haber vivido hasta ahira sin ellos, y es que en ocasiones sin tener suficientes conocimientos, expreiencia o informacion se compra un producto con la esperanza de ser el santo grial a nuestras necesidades, y con el paso del tiempo y las exigencias nos damos cuenta de que no es oro todo lo que reluce.

    Aqui es donde entrais vosotros y consejos como el de hoy, dejarian muy claro en esta ocasion merece la pena o no, adquirir un ipad. Curiosamente la filosofia que habeis plasmado en texto, y por cierto de una forma excelente, es la que yo utilice en su momento cuando en casa decidimos comprar un iPad. Poseedor de un PC portatil, que decidio dar el salto a osx hace 3 años, con un unibody de aluminio del cual solo tengo satisfacciones, a posteriori y como capricho adquiri un iMac lamparita de 20″ de segunda mano, y desde hace algo mas de un año un iPad el cual tenia muy presente sus limitaciones y sus virtudes, creo que ha sido una gran compra junto a ese unibody, la facilidad de uso para la puesta en marcha casi instantanea, la facilidad de acceso a redes, nada que ver ni con windows ni con osx, acceso a correos, y las dimensiones, peso y autonomia, han hecho del ipad una herramienta imprescindible, todo y con sus limitaciones han logrado un hueco dificil de rellenar y con un liston muy elevado, que ya veremos si son capaces de hacer sombra.

    En cualquier caso quisiera comentar que en mi opinion, a gente como yo, autonomos instaladores, un telefono nos dura 3 telediarios, ni smartphones ni iPhonesno son una buena compañia de trabajo, pero el ipad y sus dimensiones junto a una 3g, nos permite en cualquier lugar y horario, disponer de acceso a mails, pdfs, hojas de calculo, words, manuales tecnicos, hojas de mantenimiento y un sinfin de aplicaciones que en un iphone por mas parecido que tenga, trabajar con un teclado tan pequeñoy una pantalla de esas dimensiones reducidas es imposible trabajar una jornada, como apaño eventual quizas, aqui es donde entra la portabilidad y autonomia del iPad.

    Es de agradecer posts como este que ayuden a muchos lectores, que esperan de un ipad lo mismo que a un pc, sin saber que no es un substituto, si no un complemento prescindible como capricho.

  • CHONA

    OBSOLESCENCIA PROGRAMADA…

  • Macnuel

    Macho, no tienes ni idea de lo que es la obsolescia programada…

    http://es.wikipedia.org/wiki/Obsolescencia_programada

    Saludos,
    M.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *