9 marzo 2016 Opinión, Seguridad

snowden-bullshit

En el transcurso de una intervención en un acto del ciclo “Proyecto para la democracia” de la organización Common Cause’s , el ex-contratista de la CIA y experto en seguridad Edward Snowden, y responsable de la revelación de documentos de alto secreto y de vigilancia de varias agencias gubernamentales en 2013, asegura que el FBI no necesita a Apple para desbloquear el iPhone de San Berbardino, propiedad de unos de los tiradores del atentado de diciembre, en un asunto que tiene a la compañía y a la agencia metidos en un tira y afloja por una orden judicial y que ha abierto un debate a nivel nacional.

El motivo descrito parece tener sentido, pero me hace pensar que, leyendo entre líneas, podría estar tildando de chapuceros a los chicos del FBI.

Para ser exactos, Snowden tildó de “bullshit la afirmación del FBI que apunta que Apple tiene medios técnicos exclusivos para desbloquear el teléfono. “Respetuosamente, eso es mentira”. Para respaldar su afirmación, mencionó un texto de Daniel Kahn Gillmor, de la American Civil Liberties Union en el que se detalla porqué la solicitud del FBI, que dice que requiere a Apple para evitar el auto-borrado del iPhone de la discordia, es fraudulenta.

El texto no es el único que desmantela totalmente la pretensión del FBI. El investigador de seguridad Jonathan Zdziarski escribió otro documento  detallando los pasos en falso del FBI en el caso de San Bernardino, destacando el cambio de contraseña de iCloud que realizó el FBI imposibilitando el acceso a una copia de seguridad del iPhone sin cifrar directamente de los servidores de Apple.

Pero lo mejor de todo, es que varios expertos en seguridad han propuesto incluso varias formas de romper el cifrado del iPhone del terrorista, por lo que la petición del FBI pierde todo el sentido.

Al parecer, estos métodos son caros, consumen mucho tiempo, y algunos podrían en última instancia conducir a la destrucción física de la memoria, pero pueden funcionar. Ninguno de estos procedimientos han sido mencionados por el FBI en sus comparecencias en el Congreso.

Teniendo en cuenta el espectacular currículum del FBI en este asunto, es posible que la organización tenga miedo de si misma porque en el fondo, sabe que pueden destruirlo todo. Pero hay más. Es probable que, en vista de cómo está la situación, el FBI culpase a quien intentase acceder al iPhone de obstrucción a la justicia y destrucción de pruebas de una investigación en caso de que saliera algo mal. Puede que por este motivo ni se ha planteando pedir ayuda a la CIA que es, al fin y al cabo, y según la documentación que Snowden desveló en 2013, quien ha estado espiando comunicaciones en dispositivos de Apple desde hace casi 10 años.

Al final con la tontería, está tomando cuerpo la teoría de que el FBI en el fondo no quiere ni acceder al iPhone de San Bernardino, ni una puerta trasera en forma de software. Quiere un cambio de legislación que le de control y poder absoluto.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *