3 mayo 2015 DescubreApple

DescubreApple-domingos

Como ya venimos diciendo desde la presentación del Apple Watch, la multinacional estadounidense ha decidido apostar por un producto que cambia en muchos aspectos el enfoque de la compañía. La inversión que se ha hecho en publicidad ha sido impresionante, y el trabajo de investigación llevado a cabo para la elaboración de un producto de tales características es también brutal.

El físico atrae…

El Apple Watch es un producto muy bonito, para qué nos vamos a engañar. Un buen acabado y una amplia variedad de diseños y colores han conseguido hacer de éste un reloj que ha gustado a muchos, sin embargo, no es oro todo lo que reluce.

AppleWatchScratch

Al igual que pasó con el iPhone 5 y su acabado susceptible a rayones, el Apple Watch luce muy bien hasta que del uso te das cuenta que se raya fácilmente. Entonces es cuando empiezas a usar el producto fijándote más en su desgaste que en la pantalla que contiene la información que necesitas.

Otra de las curiosidades que nos han llamado la atención sobre los distintos modelos de Apple Watch es concretamente lo que ha pasado con el modelo Space Black de acero inoxidable, un modelo anunciado pero que a día de hoy todavía nadie ha probado. Parece ser que si bien es cierto que se trata de uno de los diseños más atractivos, Apple aún no ha comenzado a enviarlo.

… pero el interior enamora

El físico atrae pero el interior enamora. Apple siempre se ha centrado en jugar con las emociones, con animaciones atractivas y con experiencias de uso que cautiven, y para conseguirlo, es esencial conseguir una buena integración con el hardware.

Apple Watch batería

Precisamente sobre hardware vamos a hablar en esta parte del resumen. A lo largo de la semana (y gracias a iFixit) hemos conocido las entrañas del Apple Watch: chip S1, 512MB de RAM, 8GB de almacenamiento no ampliable y mucho más, unas entrañas que han dado algún que otro problema sobre según qué piel, y un rendimiento a nivel de batería que hemos analizado en El Apple Watch y la batería del iPhone, en sus respectivas primera y segunda parte.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *