16 octubre 2013 Hardware, iOS

acelerometro

Desde que el nuevo y flamante iPhone 5S saliera al mercado, se han venido dando casos de mal funcionamiento de alguno de sus sensores.

Mal funcionamiento que derivaba comúnmente en fallos relacionados relacionados con la brújula o el nivel, que representaban datos erróneos sin motivo aparente.

Ahora se ha descubierto que el origen de estos errores podía estar en la mala calibración del acelerómetro incorporado en estos dispositivos.

Así se ha pronunciado Eagle Jones, CEO de RealityCap, que asegura que la respuesta a esos errores se encuentra, de manera indudable, en el mal diseño del hardware, ahora en manos de un proveedor diferente al de los modelos anteriores.

Bosch Sensortech BMA220

El iPhone 5S equipa un acelerómetro Bosch Sensortech BMA220, mientras que los anteriores modelos de la manzana utilizaban sensores de la compañía ST Micorelectronics.

Al parecer, el acelerómetro de Bosch tiene una especificación llamada bias, que podía efectuar lecturas incorrectas a causa de factores externos, como la temperatura externa o algún tipo de estress mecánico. Lecturas que podían traducirse en diferencias de entre cuatro y cinco grados, cuando se supone que el iPhone 5S debería estar totalmente nivelado.

Jones sugiere que los desarrolladores solucionen el fallo vía software, incorporando un proceso de calibración en sus aplicaciones para corregir el error de hardware y adecuar mejor las lecturas.

Otra opción es que Apple, que hasta ahora ha dado la callada por respuesta, solucione el fallo de manera similar a través de una actualización de iOS que mejore la calibración del sensor.

Vía | Chipworks

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *