18 enero 2016 Hardware

Apple-Thunderbolt-Display

Cada producto Apple que sale es mejor que el anterior, más rápido, más potente, más. En los últimos tiempos parece que ya no ha bastado el más, y se ha pasado a una siguiente generación numérica. Por ejemplo, ahora tenemos Thunderbolt 2, USB 3.0 (como en toda la industria) y de la pantalla Retina hemos saltado a 4K y 5K.

Sin embargo, hay un producto Apple, el Thunderbolt Display de 27″ que se quedó atrapado en el tiempo, concretamente, en 2011. Y es más: la imagen superior ha sido sacada de la pagina web de Apple actual, es decir, con el diseño antiguo y tipo de letra anterior al actual. ¿Porque este monitor no se ha puesto al día?

El AppleThunderbolt Display ya podría haberse actualizado en cuanto al diseño en 2013, justo cuando los iMac adelgazaron a más (¿?) no poder. Ahí radica la primera diferencia visual, porque el diseño no ha cambiado. A partir de aquí, toda la parte técnica y de conectividad está desfasada en relación al resto de productos Apple. Un cable Thunderbolt en vez de Thunderbolt 2, un conector MagSafe en vez de MagSafe 2, puertos USB 2.0 y Firewire 800. Nada de 4K o por supuesto, 5K.

Hasta el 2011 las pantallas más grandes de Apple eran las mismas para el mencionado monitor que para los iMac más grandes, y no puede ser rentable un monitor suelto que despliegue menos calidad (iMac 4K) que los grandes de escritorio (iMac 5K / Mac Pro) y dotar de una elevada calidad una pantalla sin los últimos conectores y tecnología también parece absurdo, por lo que un Apple Thunderbolt Display 5K podría ser lo más factible ahora mismo, pero mucho cuidado, porque estamos frente a un producto cuyo cliente potencial es tan concreto como escaso.

Sin embargo, técnicamente hablando es poco probable que los Mac domésticos capaces de poder mover con fluidez la calidad que tendría esta pantalla no estén entre nosotros hasta 2017, por lo que lanzar un Apple Thunderbolt Display 5K ahora mismo también parece algo extraño. Pero por otra parte, las opciones para usar los iMac como monitor de destino son cada vez más escasas, así que se están terminando las alternativas.

¿Y si fueran tan pocos los deseosos de este monitor que ni siquiera valiese la pena poner en marcha las cadenas de montaje?

Vía | Macrumors

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *