15 septiembre 2015 Hardware

iPhone6s-materiales

La nueva aleación de aluminio de los nuevos iPhone 6s y iPhone 6s Plus se apuntó como responsable de que los terminales fueran más pesados que las ediciones anteriores, pero resulta que el material principal de la carcasa no es la responsable.

En los informes medioambientales de los nuevos iPhone aparecen los detalles sobre los materiales utilizados, y es ahí donde encontramos la explicación.

La pantalla 3D Touch pesa 29 gramos en el iPhone 6s, y 40 gramos en la del iPhone 6s Plus, frente a los 12 y 19 gramos del iPhone 6 y iPhone 6 Plus respectivamente. En cifras globales, esto se traduce en que el iPhone 6s pesa 14 g. más que el iPhone 6, mientras que el iPhone 6s Plus pesa 20 g. más que su predecesor. El vidrio -el conjunto de láminas que conforman la superfície- es el principal componente que añade peso al nuevo terminal, además de otros materiales de componentes menores, como es el caso del Taptic Engine. En base, los nuevos iPhone pesan casi un 11% más que sus predecesores.

En parte algunos analistas que apuntaban a que el nuevo iPhone tenía que ser más pesado al añadir nuevos componentes y nueva tecnología, tenían razón, aunque para ser exactos la gran responsable del aumento de peso del dispositivo es la pantalla.

Lo más probable es que este casi 11% de peso se note solamente al sostener ambos modelos a la vez y que tiene una importancia mínima de cara al usuario. De hecho, lo más probable es que ni se dé cuenta de que su iPhone ahora pesa un 11% más…

Vía | The Verge | Appleinsider

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *