29 mayo 2011 Hardware, iOS

La guerra entre Apple y Samsung a raíz de los parecidos (coincidencia o no) de sus últimos teléfonos móviles, ha dado un giro cuanto menos inesperado.

No hace mucho, Apple acusaba a la compañía coreana de plagiar el aspecto y la interfaz de sus exitosos dispositivos iOS, a lo que Samsung respondía rápidamente, alegando que tanto la tecnología como la experiencia de uso eran fruto exclusivamente de sus propios desarrollos y no de patentes ajenas.

Lejos de terminarse ahí el enfrentamiento, un juez Federal estadounidense afirmaba tener pruebas suficientes como para decretar que Samsung podía estar copiando a Apple, tal y como los de Cupertino habían denunciado y les instaba a mostrar sus futuros lanzamientos a Apple, antes de lanzarlos al mercado.

El giro inesperado al que hacíamos mención ha surgido hoy, cuando hoy Samsung ha decidido contraatacar y exigir que sea Apple quien les muestre antes a ellos sus futuros lanzamientos.

Y lo mejor de todo es que ha presentado esa moción como si le estuviera haciendo un favor a Apple, ya que considera poco menos que necesario conocer de antemano cuales serán esos futuros productos, no vayan luego a coincidir los suyos con ellos y que se les acuse luego de plagio

Además especifican que se les muestren los dispositivos finales que se vayan a comercializar definitivamente (refiriéndose al iPhone 5 y al iPad 2, aunque se les conozca con otro nombre), no los prototipos previos y que deben hacerlo antes del 13 de Junio de 2011.

Vía | Apple Insider

Comentarios

1 comentario

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 29 mayo 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *