22 mayo 2015 iOS, Software

Heart Rate

El pasado martes, Apple publicaba la versión 1.0.1 de Watch OS, la primera actualización el sistema operativo del Apple Watch que, según la documentación que la acompañaba, prometía la habitual mejora de rendimiento general, así como la solución de algunos errores detectados.

Una vez instalada esta actualización, parece que algunos usuarios están empezando a quejarse de que la nueva versión causa problemas con el sensor de frecuencia cardiaca, provocando la pérdida esporádica de mediciones que, en algunos casos, superan la hora de diferencia entre lecturas.

Estos retrasos se empezaron a producir prácticamente nada más descargarse la actualización, distanciándose notablemente de los diez minutos que Apple cifra como el tiempo oficial en el que el smartwatch realiza y registra una lectura de nuestra frecuencia cardiaca.

Con Watch OS 1.0.1 instalado, no solo se alargaba ese tiempo hasta esa hora o más de intervalo, si no que en ocasiones no se llegaba a obtener dicha lectura, a no ser que el propio usuario la solicitase a través de la app Workout.

Incluso hay usuarios que aseguran que llevan prácticamente un día sin registrar su frecuencia cardiaca, y eso que han llevado puesto el reloj durante todo el tiempo.

Heart Rate 2

El resto de las funciones del Apple Watch parecen funcionar con normalidad, por lo que el fallo podría afectar únicamente a las relacionadas con el registro de las actividades físicas y sus sensores, uniéndose al conocido caso de problemas de lecturas en muñecas tatuadas del que ya os informamos en canto se descubrió.

Vía| 9to5mac

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *