17 abril 2016 iOS, Seguridad

Desbloqueo iphone5s

Cuando el FBI consiguió acceder por fin a la información contenida en el iPhone del Terrorista del atentado de la localidad de San Bernardino, muchos pensamos que las disputas entre el Gobierno de los Estados Unidos y Apple por este tipo de temas no se volverían a producir en el futuro, pero parece que estábamos bastante equivocados.

Y es que a pesar de haber decidido retirar la demanda contra Cupertino por el caso anterior, el Gobierno estadounidense estaría dispuesto a abrir otro caso similar en Nueva York, esta vez con el iPhone 5s de un delincuente implicado en un asunto relacionado con las drogas como objeto del debate.

Apple se habría negado de nuevo a colaborar con el Departamento de Justicia ante la solicitud por parte de dicho organismo de proporcionar un método de acceso a los datos contenidos en el iPhone y esto habría llevado a una nueva demanda que Apple habría intentado evitar al opinar que no se habrían agotado todas las opciones para conseguirlo.

En la orden, donde se hacen referencias al conocido caso de San Bernardino, se asegura que el Gobierno no ha sido capaz de demostrar que la colaboración de Apple sea algo esencial para acceder a la información, ya que para solicitar la ayuda de la compañía, antes deberían haberse agotado todas las vías alternativas y que no existe otra manera de poder obtener los datos sin la ayuda de la compañía de la manzana.

El método empleado en el iPhone 5c del terrorista de San Bernardino no parece funcionar con el iPhone 5s del nuevo caso, tal y como en su momento ya se encargó de dejar más o menos claro el propio FBI tras el anuncio del desbloqueo del caso anterior, pero eso no quiere decir que no se puedan intentar otros métodos antes de obligar a Apple a tomar cartas en el asunto.

Sin embargo, el iPhone 5s del delincuente, que lleva abierto desde Octubre de 2015, utiliza iOS 7, por lo que en teoría no sería complicado que Apple pudiera acceder a su contenido, pero la compañía se niega esgrimiendo motivos éticos referentes a la seguridad y a la privacidad de sus usuarios.

Vía | The Wall Street Journal

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *