22 febrero 2016 Industria

Trump-trumpet

La semana pasada el candidato republicano a la presidencia de Estados Unidos Donald Trump realiz√≥ una llamada al boicot a los productos Apple hasta que la compa√Ī√≠a cooperase con el FBI, algo que no parece que vaya a suceder, por el momento.

El llamamiento ha tenido ya una respuesta por parte de Apple a la altura que se merece: En petit comité, de forma extraoficial, y dándole una importancia tan mínima que es casi anecdótica.

Fue durante una conversaci√≥n con miembros de la presa donde se desvel√≥ que la compa√Ī√≠a se siente arropada por directivos no identificados de otras empresas que el pol√≠tico ha criticado en el pasado. El hecho de que estos directivos no hayan sido identificados implica que tampoco se conozcan las empresas a la que representan… pero es f√°cil atar cabos.

Una de las empresas que ya ha sido el blanco de las iras de Trump es Starbucks cuando comunic√≥ que dejar√≠a de vender tazas con motivos navide√Īos. (Si; por eso Trump llam√≥ al boicot del establecimiento. Otra empresa es Macy’s, la de los grandes almacenes, que quit√≥ de sus tiendas el merchandising de Trump por¬†decir que los inmigrantes son “asesinos y violadores”.

Efectivamente y como suele decirse, cuando Trump abre la boca, sube el pan, as√≠ que se da por sentado que el llamamiento del pol√≠tico no va a tener la m√°s m√≠nima repercusi√≥n, ni medi√°tica, ni social, ni a nivel de ventas de la compa√Ī√≠a. Y sin embargo, el llamamiento de Trump al boicot ha sido reflejado en medio mundo. Esto es porque el pol√≠tico, a pesar de su discurso poro ortodoxo, est√° haciendo una buena carrera hacia la Casa Blanca. Ya se ha posicionado a favor del FBI antes del llamamiento, y no es la primera vez que carga contra Apple.

Es decir, mas vale -y mejor para Apple- que Trump no llegue a la presidencia, porque las cosas podr√≠an cambiar, y mucho…

Vía | Cult of Mac

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *