20 marzo 2013 Industria, Opinión

apple-vs-flash

La noticia de que el que hasta hoy era el máximo responsable de la división de tecnología de Adobe, Kevin Lynch, abandona esta compañía para ostentar una vicepresidencia en el mismo campo en Apple, ya ha levantado más de una opinión en la blogosfera, y la mayoría no son precisamente halagüeñas.

Y el motivo principal de esas críticas, es precisamente la sorpresa que me llamaba la atención cuando me enteré su fichaje por Apple: su relación con la tecnología Flash. Cuando estaba al frente de su división en Adobe, Lynch siempre fue un exaltado defensor de Flash, algo que no sería en absoluto objetable, al fin y al cabo se trata de un producto de su compañía, de no ser por la manera poco ortodoxa en que lo hizo.

Un buen ejemplo es la parodia del célebre programa Cazadores de Mitos (Mythbusters) que circula por youtube y en el que el propio Lynch se burla del iPhone, destrozando teléfonos de Apple de maneras tan llamativas como pasándolos por una batidora, sobrecargándolos de manera bestial o aplastándolos bajo el peso de una apisonadora y que podéis ver si seguís leyendo esta noticia.

Entre los críticos más convencidos está John Gruber, quien en su blog Daring Fireball se ha mostrado particularmente en desacuerdo con la idea, considerando que Apple ha hecho un mal movimiento con la contratación de Lynch, al que llega a calificar de un verdadero incompetente. De hecho ha utilizado el término “bozo”, que hace referencia a un empleado, generalmente nuevo en una empresa, que se cree mejor de lo que es y que ejerce un efecto negativo en la moral del resto de los empleados y en los beneficios de la compañía.

De hecho, la actitud de Lynch tuvo mucho que ver en el ensayo Pensamientos acerca de Flash (Thoughts on Flash) escrito por el propio Steve Jobs en Abril de 2010, en el que el desaparecido e icónico CEO de Apple detallaba sus (nada buenas) opiniones acerca de la tecnología de Adobe.

La contratación de Kevin Lynch es pues una decisión cuestionable más a añadir a las de Mark Papermaster o John Browett por parte del actual CEO, Tim Cook, a quien no le ha temblado el pulso para prescindir de otras figuras con una calidad contrastada como Jerry McDougal o el polémico Scott Forstall.

Vía | Daring Fireball

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *