18 Consejos antes de comprar un MacBook Pro de segunda mano

18 Consejos antes de comprar un MacBook Pro de segunda mano

Escrito por: Jaime Gomez   @descubreapple    27 enero 2020     4 minutos

Estar al día en la tecnología requiere grandes esfuerzos e inversiones de dinero, pero si no necesitamos estar a la última, podemos adquirir de segunda mano.

Casi todos los días salen nuevos dispositivos al mercado con innovaciones que se vuelven el must del momento, literalmente, no hemos terminado de estrenar uno cuando ya queremos otro.

Ir a la vanguardia de las mejoras tecnológicas es un poco difícil cuando se trata del precio; sin embargo, no es imposible, siempre y cuando aceptes que la condición para obtenerlo es que este sea de segunda mano.

Un producto de segunda mano no necesariamente es un producto defectuoso, en muchos de los casos el dispositivo está en perfecto estado y el vendedor necesita salir de él para comprar uno más actualizado. Este es un caso que sucede con mucha frecuencia con los dispositivos Apple (que para nadie es un secreto que sus precios son bastante elevados).

Hoy en día hay empresas que se dedican a dar salida a este tipo de equipos de segunda mano, que provienen de grandes multinacionales, profesionales o particulares que necesitan actualizar el equipo por su trabajo o bien por sus requerimientos y que funcionan perfectamente. Estas empresas testan los equipos de forma exhaustiva con avanzadas herramientas, de forma que la garantía es máxima y no tendremos ningún problema con el equipo; la garantía que nos ofrece un profesional no es la misma que nos ofrece un particular.

Si bien es cierto, si no tenemos experiencia comprando artículos usados, podemos ser víctimas de estafa, pero por eso estamos aquí hoy, para evitar que cualquier persona te venda gato por liebre.

Consejos para comprar un dispositivo usado y no morir en el intento

Para hacer una compra de un MacBook Pro de segunda mano, por ejemplo… Debes considerar los siguientes factores:

  1. Mejor no compres a particulares a menos que conozcas el equipo y/o la persona sea de confianza.
  2. Busca una plataforma o tienda segura de compra de artículos de segunda mano. Además, de evaluar el estado real del objeto, también proponen precios realistas.
  3. En este tipo de casos, debes leer las políticas de la página web y estar al tanto sobre las condiciones de responsabilidad de la plataforma con respecto a la compra.
  4. Las fotos deben ser nítidas, en caso contrario exige una foto con buena iluminación para verificar rasguños y golpes. Pide información sobre reparaciones o sustitución de piezas.
  5. Pregunta por el estado de la batería. Muchas veces esta información pasa desapercibida y el resultado es una batería dañada que se descarga rápidamente.
  6. Revisa el buen funcionamiento del teclado, el touchpad y las ranuras USB o los periféricos.
  7. Es de suma importancia que preguntes sobre el tiempo de uso que tiene y la vida útil restante.
  8. Exige las licencias de software y el traspaso de usuario de las mismas.
  9. Generalmente, los artículos de segunda mano también tienen garantía, así que no olvides pedir la tuya.
  10. Aunque parezca un poco fuera de lugar, verifica la correcta conectividad a internet.
  11. En caso de ser posible, pide fotos del estado interno de los componentes. Una buena opción es aprovechar el «Informe del Sistema» que ofrece cualquier macOS.
  12. Al escoger el modelo que deseas, averigua el precio en distintas plataformas para evitar pagar de más.
  13. Ten en cuenta la compatibilidad con otros periféricos como impresoras.
  14. No está de más saber el motivo para vender un Mac de segunda mano: si ya no le sirve por especificaciones técnicas o bien tiene algún fallo que nos quiera ocultar.
  15. Busca empresas que se hagan responsables del traslado del artículo y de los daños ocasionados durante el mismo. Algunas de ellas incluso entregan en poco tiempo y de forma gratuita en el domicilio.
  16. Siempre compra un dispositivo con más capacidad de la que necesitas, recuerda que la tecnología se desactualiza rápidamente.
  17. De ser posible, prueba el artículo por ti mismo.
  18. Si quieres financiar, una empresa siempre tendrá más facilidad de hacerlo que un particular.

Por último, aquí puede aplicar perfectamente el dicho de «lo barato sale caro» en caso de comprar a un particular, porque el equipo puede tener algún error oculto e indetectable a nuestros ojos y nos la quiera «colar». En este caso más vale asegurarse y si nos vamos a gastar una cantidad considerable de dinero, que sea por muchos años, con garantías y siempre con la seguridad que nos ofrece una empresa profesional.


Deja un comentario


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.