El Retorno del Cube

El Retorno del Cube

Escrito por: Carlos Villar    8 marzo 2022     3 minutos

El Mac Studio, un supuesto nuevo sobremesa a medio camino entre un Mac mini y un Mac Pro, nos recuerda al clásico de culto de Apple.

A pocas horas de que de comienzo el evento Peek performance, donde supuestamente veremos el nuevo iPhone SE, el nuevo iPad Air y alguna que otra sorpresa más en la gama Mac, vamos a tomarnos un respiro y hablaros precisamente de esto último, de sorpresas y del Mac.

Porque estos días se ha venido hablando mucho de un nuevo modelo de equipo de sobremesa supuestamente bautizado como Mac Studio y que en la práctica vendría a ser una especie de híbrido entre un Mac mini y un Mac Pro, aunque viendo las imágenes de los renders que pululan por La Red, a nosotros nos recuerda más a otro modelo más icónico de los de Cupertino: el Cube.

Las primeras referencias a este Mac Studio llegaron de la mano del YouTuber Luke Miani y mostraban un diseño muy cercano a aquellos primeros Mac mini, un equipo que hubiera crecido en lugar de haberse reducido, como ha sucedido con las actuales generaciones del sobremesa de Apple. Sin embargo, para los que ya llevamos mucho tiempo en el mundo de la manzana nos recordó a otro modelo todavía más anterior en el tiempo, el Cube, todo un clásico «de culto».

El Power Mac G4 Cube fue presentado hace ya la friolera de 22 años por el propio Steve Jobs como el ordenador más cool que jamás había fabricado Apple. No tenía botón de encendido como tal, era de los primeros PC que prescindían de la tradicional bandeja para los CD, sustituyéndola por una ranura (algo habitual con el tiempo, pero desde luego no por aquel entonces) y salía por unos nada desdeñables 1.699 dólares. En el año 2000.

Apple Cube

Cuando Jobs dijo que el Cube era el ordenador más cool creado por Apple, se refería a que era el que más molaba (puestos a aplicar la terminología de la época), pero cool se puede traducir también por refrigerar y ahí residía la principal característica por la que el modelo fue recordado, casi más que por su innovador diseño: la ausencia precisamente de eso, de refrigeración. Al estar fabricado en plástico, esa falta de ventiladores que lo hacían tan silencioso, provocaba que se sobrecalentara rápidamente y se apagase para evitar estropearse. Entre eso y que tampoco era un prodigio de potencia, apenas estuvo un año en el mercado.

Apple aprendió de sus errores y así fue como surgió precisamente el Mac mini que todos conocemos.

De este Mac Studio, nada sabemos realmente más allá de su supuesto diseño. Ningún detalle técnico, de hecho, puede que ni siquiera sea un concepto que nunca llegará a ver la luz, pero por un momento, sobre todo viéndolo al lado del presunto Studio Display, por un momento ha sido como viajar atrás en el tiempo. Y quién sabe, ya puestos a presuponer, quizás sea el «One More Thing» ideal para esta tarde. Eso sí que sería cool.

Mac Studio Render Display

Comentarios cerrados

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.