Revisamos a fondo la funda Powermat Wireless Charging para iPhone 3G/3GS

Revisamos a fondo la funda Powermat Wireless Charging para iPhone 3G/3GS

Escrito por: Manu Iglesias    28 abril 2011     3 Comentarios     2 minutos

Llevamos unas semanas probando uno de los cargadores por inducción de Powermat. En este caso el cargador es compatible con el iPhone 3G y 3GS (aunque también existe un modelo compatible con el iPhone 4). Nuestras pruebas han sido realizadas con el modelo 3GS, aunque suponemos que con las otras versiones del terminal los resultados serán bastante similares.

Este cargador por inducción está compuesto de dos partes. Por un lado tenemos una base. Esta base es la que debemos conectar a la red eléctrica y donde tendremos que colocar el iPhone para que pueda cargar su batería. La otra parte es una funda que debemos colocar en el propio teléfono. Esta funda hace posible la carga por inducción, ya que Apple no la incorpora de serie en sus móviles.

El funcionamiento es muy simple, sólo tenemos que colocar la funda al iPhone y una vez colocada sólo tendremos que dejar el terminal sobre la base de carga para que comience a llenar la batería de energía. Antes de empezar a realizar las pruebas pertinentes teníamos ciertas dudas acerca del tiempo que le llevaría al terminal cargarse por completo. Después de haberlo utilizado durante unos días vemos que el tiempo de carga es bastante similar al habitual utilizando el cargador proporcionado por Apple al comprar un unidad del teléfono.

Funda PowerMat2

Sin duda se trata de una forma muy cómoda para cargar nuestro iPhone. Podemos colocarlo en la mesilla de noche y mientras dormimos cargará el teléfono. Además cuenta con un sistema que detecta cuando la batería se ha cargado por completo, así no seguirá proporcionándole energía y evitará sobrecargar la batería, aunque esto no afecta demasiado a las baterías de iones de litio nos podemos evitar un problema.

La parte más negativa de este cargador de Powermat es la funda necesaria para utilizarlo. Su tamaño es bastante considerable y llevarla permanentemente colocada en el iPhone hace que el volumen del terminal aumente bastante. La opción de quitarla y ponerla cuando lo necesitemos cargar es posible, pero un poco engorroso: quitar la funda de protección habitual, colocar la del cargador Powermat y colocarlo a cargar. Una vez terminado el proceso de cargar habría que volver a repetir los pasos de nuevo en sentido inverso.

De todas formas, para el que no le importe llevar una funda un poco más grande en su terminal no tendrá problemas y poner el terminal a cargar será algo tan rápido y sencillo como colocarlo sobre una base de carga. El cargador Powermat wireless charging está a la venta por 29,99 dólares (20 euros al cambio actual) y se puede conseguir a través de la propia web del fabricante.

Más información | PowerMat


2 comentarios

  1. cascaman dice:

    Pues siempre he visto estos cargadores como una auténtica tontería. Sobre todo si tienes que ir poniendo y quitando su funda y la propia que normalmente uses. Es enormemente más cómodo llegar con el cable normal y enchufarlo por abajo. El resultado es el mismo. ¿Qué se gana eliminando el cable entre el cargador y el teléfono? Si al final el cargador tiene que ir enchufado…

    Dice el artículo que puedes tener el móvil cargando encima de la mesilla de noche. ¡Exactamente igual que si lo enchufas con el cargador normal y con su cable, dejas el móvil en la mesita de noche!

    Otro tema sería que tengas varios cacharros con un sistema interno que aproveche la carga por inducción. Si a eso le añades una base grandecita donde puedas cargar al menos 2 a la vez… pues tiene su gracia y su comodidad… pero un cacharro así sólo para el iphone y con una funda de por medio… lo veo absurdo.

  2. Efectivamente Cascaman, este tipo de cargador es útil cuando no te importa dejar esa funda puesta permanentemente…

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.