23 febrero 2016 Seguridad

iPhone FBI

Decía Bill Gates que el caso del iPhone del tiroteo de San Bernardino era una ocasión excepcional y que Apple debería de colaborar con el FBI en su desbloqueo, ya que no estaríamos hablando de un precedente en el tratamiento de la privacidad del usuario, si no de un suceso aislado y puntual.

Sin embargo, las últimas noticias parecen contradecir al que fuera CEO de Microsoft, ya que el Departamento de Justicia de los Estados Unidos estaría a punto de extender nuevas órdenes judiciales para obligar a Apple a desbloquear hasta otros doce iPhone que podrían albergar pruebas relacionadas con la comisión de delitos.

Órdenes que se sumarían a la ya propaganda sobre el iPhone 5c de Syed Rizan Farook que desató toda esta polémica acerca de la privacidad y la seguridad que enfrenta al Gobierno USA y a las principales empresas tecnológicas, lideradas por Apple.

Esta docena de nuevos casos serían además muy parecidos al del terrorista de San Bernardino, aunque solo en la forma, ya que ninguno de los propietarios de los dispositivos sobre los que se solicita el desbloqueo se enfrentan a cargos sobre terrorismo y, además, la mayoría de ellos corren versiones antiguas de iOS.

Como decíamos ayer, Apple ya habría accedido a proporcionar los datos contenidos en sus dispositivos cuando así se lo habían requerido bajo mandato judicial, aunque había dejado de hacerlo en cuanto entró en escena iOS 8 y su mayor protección del usuario.

Ante la insistencia del Gobierno en el tema, Apple ha reconocido que es técnicamente posible crear esa “puerta trasera”, pero que hacerlo supondría sentar un peligroso precedente que podría provocar que ese acceso fuera explotado tantas veces como fuera posible y no siempre con fines altruistas. Eso si, mantiene su deseo de colaborar con las autoridades en este y en cuantos casos se les solicite ayuda, ya que no sienten simpatía alguna por el terrorismo ni por ningún tipo de acto delictivo.

Vía | The Wall Street Journal

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *